Mover botellas arriba, abajo y de un lado a otro en una bodega nunca ha sido tan fácil

La robótica es ya muy común en las bodegas

Andrea Aragón