lomejordelvinoderioja

En Haro, las bodegas crecen

Grúas trabajando en los depósitos de CVNE en Haro.
Grúas trabajando en los depósitos de CVNE en Haro. / Diego Marín A.
  • CVNE, Muga, Ramón Bilbao y Bilbaínas proyectan obras de reforma y ampliación

La declaración del barrio de la Estación de Haro como zona de dominio público hidráulico, cauce del río Tirón y, por tanto, inundable, por la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) supone una barrera para los planes de expansión de las principales empresas jarreras. Las más afectadas son López de Heredia y Muga, que han presentado sendas reclamaciones al Ayuntamiento de Haro, el Gobierno de La Rioja y la CHE para intentar obtener una compensación por el perjuicio ocasionado.

De hecho, Muga ha solicitado licencia de obras al Consistorio harense para construir una bodega de crianza en botella y expedición de vinos en el término Las Callejas, una zona próxima a sus instalaciones del barrio de la Estación, pero situada en la margen derecha de la carretera de Labastida, tras el puente de la N-232. Muga explicó a Diario LA RIOJA que todavía no ha recibido contestación del Ayuntamiento de Haro, que a su vez está a la espera de la decisión de la CHE, para poder proceder, o no, a construir su «nueva nave de logística».

La que sí está en obras, desde hace meses, es la vecina bodega CVNE, dentro de su «continuo proceso de renovación por sus 140 años de historia». «Después de haber adaptado años atrás la zona de visitas, como la nave Eiffel, ahora se están realizando reformas en la parte de los depósitos y oficinas para que sea más accesible y para mejorar el proceso de vinificación», explican desde CVNE. También ha afrontado un proceso de reforma Bodegas Bilbaínas, que ha habilitado dos naves con sótano para barricas y botellería.

Fuera del barrio de la Estación, en el polígono Agroalimentario, se encuentra la bodega Ramón Bilbao, que presenta actualmente un ambicioso proyecto de ampliación para reorganizar y mejorar sus instalaciones en plena fase de construcción.