Cómo quitar las manchas de vino

Cómo quitar las manchas de vino

Para limpiar las manchas de vino hay varias posibilidades, pero hay que tener en cuenta que cuanto más tiempo pase, peor

LOMEJORDELVINO

A todo buen amante de vino se le termina derramando una gota de vino alguna vez sobre la ropa, es una cuestión de probabilidades. Para limpiar las manchas de vino hay varias posibilidades, pero hay que tener en cuenta que cuanto más tiempo pase, peor.

  • 1

Sal: Un clásico. La sal absorbe la mancha, sobre todo en manteles y alfombras, ya que ayuda a que no se extienda por la fibras. Pero no la dejes demasiado tiempo o puede que se fije.

  • 2

Una combinación de detergente líquido y agua oxigenada. Esta mezcla es perfecta para la ropa. Realiza la fusión primero y luego la aplicas, dejas que actúa y después lava la ropa con normalidad. Cuidado, este truco es mejor para la ropa clara, ya que el agua oxigenada tienda a comerse los colores.

  • 3

Vinagre blanco y detergente: Cubre toda la mancha de vino con vinagre blanco, ya que este neutraliza los pigmentos rojos y violetas. Una vez hayas hecho esto, empieza a frotar con detergente y lava todo con agua caliente.

  • 4

Vino blanco: Los taninos del vino blanco ayudan a neutralizar. Hay que humedecer un trapo limpio o una esponja en vino blanco y, sin frotar, aplicar a pequeños toques sobre la mancha. Deja actuar y a lavar.

  • 5

Bicarbonato sódico: Es un buen truco complementario al anterior. Mezcla bicarbonato con un poco de agua hasta que quede una masa espesa, aplica sobre la mancha y deja actuar durante varias horas (que la zona siempre esté húmeda).

  • 6

Agua hirviendo: Este truco es ideal para manteles, aunque es un poco más trabajoso. Busca un gran recipiente y estira el mantel sobre él sujetándolo con gomas elásticas. Luego echa agua hirviendo sobre la mancha.

  • 7

Leche: Si la mancha está muy reseca, la cosa se complica. Pero se puede intentar eliminar calentando la leche y poniendo la prensa a remojo en ella y dejando actuar hasta que desaparezca.

  • 8

Agua, agua oxigenada y amoníaco: Si nada de lo anterior ha funcionado, hay un truco algo más agresivo, pero que definitivamente debería funcionar. Las proporciones son 5 partes de agua, 1 de agua oxigenada y 4 de amoníaco. Hay que dejar unas horas la prensa a remojo en la mezcla y luego lavar con normalidad.

Fotos

Vídeos