Rioja Baja se replantea el cambio de nombre ante el futuro desarrollo de los vinos comarcales

Almendro, viñedo y bosque, paisaje casi salvaje de La Rioja Baja. :: MIGUEL HERREROS

Las cooperativas propusieron en el 2004 el cambio a Rioja Milenaria, aunque la idea no encontró entonces apoyos suficientes

Alberto Gil
ALBERTO GILLogroño

Lo intentaron las cooperativas en el año 2004, pero no lograron el apoyo de otras organizaciones. De nuevo en la actualidad, un grupo de productores y elaboradores de la subzona La Rioja Baja aspira a cambiar el nombre de la comarca y superar la carga 'peyorativa' que, especialmente para el consumidor internacional que desconoce realmente la distribución geográfica de la denominación de origen, supone incorporar el apellido 'Baja' a las etiquetas. De hecho, mientras en La Rioja Alavesa y en la Alta hay un importante número de bodegas que elaboran vinos de subzona -con todas las uvas procedentes de la demarcación territorial correspondiente-, únicamente un productor de Aldeanueva de Ebro se arriesga a situar la subzona en sus etiquetas.

La propuesta de hace ya trece años que presentaron las cooperativas, aprovechando un cambio del pliego de condiciones de Rioja y el encargo del plan estratégico 2005/2020, fue denominar a la amplia comarca 'Rioja Milenaria', en referencia al patrimonio cultural de las icnitas, el pasado romano de Calahorra y a las huellas de dinosaurio pero también a la documentación histórica de la elaboración de vinos.

«No hubo apoyos en el 2005 y confío en que los haya ahora» FErnando ezquerro, marqués de reinosa

Sin embargo, la propuesta no halló el consenso de otras organizaciones y quedó sumergida en el cajón de los propósitos del Consejo Regulador: «No hubo apoyos entonces y vamos a ver si los tenemos ahora», explica Fernando Ezquerro, presidente de la Federación de Cooperativas Agrarias de La Rioja (Fecoar) y de bodegas Marqués de Reinosa (Autol).

Otros nombres que se están barajando, como Rioja Mediterránea, Rioja Luminosa o Rioja Oriental, son opciones que se están poniendo encima de la mesa: «El tema está ahí y supongo que tendremos que acudir a alguien externo para que haga propuestas, pero, por nuestra parte, seguimos pensando que sería positivo un cambio de nombre», apunta Ezquerro.

«Es peyorativo e irreal; hay viñas a más altitud que en Rioja Alta» abel torres, viñedos de Aldeanueva

Abel Torres, gerente de Viñedos de Aldeanueva, la mayor bodega de la zona, confirma que el cambio de nombre va ligado al pretendido desarrollo de los vinos de pueblo y de zona (hasta ahora subzona), a los que de momento ni las cooperativas ni Asaja han dado su apoyo. «Cuando se aclaren todos estos asutos, el cambio de nombre de Rioja Baja estará sobre la mesa». «Hay una mayoría de bodegas que queremos cambiar, pero todavía estamos dándole vueltas».

Torres tiene claro que la denominación histórica de la comarca no ayuda: «Tiene un punto peyorativo, pero es que además tampoco responde a la realidad, ya que hay viñedos en las sierras a más altitud que en La Rioja Alta». De momento, el tema está ahí y los cambios en el pliego de condiciones de Rioja para los 'Viñedos Singulares' y para los futuros vinos municipales y de zona, si salen adelante, parece el momento oportuno para una decisión de estas características.

«El momento es el oportuno y creo que sería positivo» javier rubio, viñedos real rubio

Javier Rubio, propietario de Viñedos Real Rubio (Aldeanueva) y además presidente de ARAG-Asaja, se muestra también partidario al cambio de nombre: «El momento es el oportuno y, en este sentido, creo que sería positivo para todo el sector llegar a un acuerdo entre todos los operadores de la región vitícola». «Se han creado ciertos tópicos -continúa- y creo que hay una mayoría de bodegas de la zona que están a favor del cambio de nombre, por lo que por nuestra parte sí entendemos que hay que abrir este debate».

«El término Rioja Baja está estigmatizado desde hace tiempo» Álvaro palacios, Palacios Remondo

Palacios Remondo

El elaborador más prestigioso de la comarca, y con mayor conocimiento de los mercados internacionales es Álvaro Palacios, con la bodega familia Palacios Remondo (Alfaro) y, en este sentido, tiene las cosas claras. «Sí, cambio de nombre; la palabra Rioja Baja está estigmatizada comercialmente desde hace mucho tiempo». «Personalmente -continúa-, llevo dieciséis años trabajando con mis clientes, con la prensa y los especialistas los conceptos de Rioja Oriental o Rioja Suroriental».

El bodeguero no está sin embargo demasiado de acuerdo con la propuesta de 'Rioja Milenaria': «Supongo que será por los dinosaurios...», responde entre risas. Lo que sí tiene claro Álvaro Palacios es también que la nomenclatura actual no responde a la realidad: «El río Ebro baja hacia el Mediterráneo pero las viñas están cada día más altas sobre las faldas del sistema Ibérico».

«Tudelilla y Rioja Baja son los apellidos de nuestra bodega» David bastida, ortega ezquerro

Pero el consenso no es unánime. David Bastida, de Bodegas Ortega Ezquerro (Tudelilla) -al igual que Francisco Ruiz, el único elaborador que indica hoy la subzona en sus vinos- no está de acuerdo con el cambio de denominación: «A mí me parece un error; Tudelilla y Rioja Baja son los apellidos de nuestra bodega, por lo que personalmente, y también como empresa, estamos totalmente en contra con el cambio de denominación». «Es difícil vender vino -continúa- si no crees en tus propias raíces».

«Debemos creernos que podemos hacer grandes vinos» Luis arnedo, bodegas lacus

Entre medio de ambas posturas se encuentra Luis Arnedo, de Bodegas Lacus (Aldeanueva de Ebro): «Yo digo con orgullo que mis viñedos son de Rioja Baja, ni de Logroño ni de Rioja Alta, pero es cierto que el nombre sí tiene ciertas connotaciones negativas». «En cualquier caso -continúa-, para mí lo importante es que nos creamos todos que podemos hacer grandes vinos en la zona y si para eso es necesario un cambio de nombre yo no me opondré».

Más

Fotos

Vídeos