«El romanticismo seguirá existiendo pero la ciencia permite mejorar la calidad de los vinos»

Elvira Zaldívar, en los laboratorios Excell Ibérica, junto con Outlook Wine, patrocinador de la tesis. :: Miguel Herreros
/
Elvira Zaldívar, en los laboratorios Excell Ibérica, junto con Outlook Wine, patrocinador de la tesis. :: Miguel Herreros

Una investigación de la científica riojana explica el misterio de la 'mineralidad', un atributo sensorial que Parker asoció por primera vez a determinados vinos 'caros' Elena Zaldívar Doctora cum laude por la UR

ALBERTO GIL* AGIL@DIARIOLARIOJA.COM LOGROÑO.

Si es usted aficionado al vino habrá oído en ocasiones a un enólogo, a un prescriptor o simplemente a un amigo describir los aromas o el perfil mineral que tiene un determinado vino. Se trata de una característica, una 'acepción' que acuñó el gurú internacional Robert Parker a finales de los años 80 y que se ha convertido en un elemento diferencial para determinados vinos de calidad, a veces muy caros. La investigación llevada a cabo por Elvira Zaldívar, nueva doctora cum laude por la Universidad de La Rioja (UR) y financiada por las empresas Laboratorios Excell Ibérica SL y Outlook Wines, acredita la existencia científica del concepto que Mr. Parker bautizó como 'mineralidad', aunque al mismo tiempo pone en entredicho que el origen del mismo tenga que ver con la composición mineral de los suelos y de las piedras de las que se supone que la uva absorbe ese perfil 'mineral'.

- ¿Qué es la 'mineralidad'?

- Es un descriptor acuñado en los 80 que se extendió rápidamente cono un atributo sensorial de determinados vinos, casi todos ellos de alto valor añadido. Parker lo definió como 'olor a piedra mojada' () y se pensaba que se encontraba en vinos provenientes de suelos especiales con unas características propias. Son impactos sensoriales en forma de aromas y sabores que recuerdan en unos casos a esa piedra mojada, a pedernal, sílex y a determinados gustos salinos...

«Algunos métodos de elaboración son más determinantes del carácter mineral que el propio suelo»

- ¿Y se encuentra en los suelos de los viñedos?

- Es un tema relativamente nuevo y hasta el 2010 no aparecen los primeros estudios científicos al respecto. Algunos de ellos empiezan a poner en duda que este concepto deba estar asociado necesariamente a los suelos pedregosos, es decir, a que la 'mineralidad' de un vino sea un atributo que proceda realmente de la absorción de minerales del suelo. En nuestro caso, hemos visto que determinados métodos de elaboración del vino son más determinantes de cara a revelar el carácter mineral. Por ejemplo, el empleo de determinadas levaduras seleccionadas, la crianza sobre lías, vinificaciones reductivas, el empleo de uvas más pequeñas, con alta acidez, la limitación de las fermentaciones maloláticas...

- ¿Es decir, que no influye tanto el terruño?

- La calidad de la uva es un factor fundamental, al igual que ciertas condiciones climáticas y la propia textura del suelo, la disponibilidad de agua y el estrés hídrico, pero también influyen las técnicas empleadas en bodega como hemos comentado antes. Es decir, son también determinantes en el carácter mineral del vino.

- ¿Va a 'tumbar' el mito de conocidas etiquetas de vinos caros?

- No necesariamente, ni siquiera de forma imprudente (risas). No es para nada el objetivo del estudio. Hemos visto que la mineralidad habitualmente se asocia más, por ejemplo, con viñedos situados en altura, en determinados suelos, en regiones específicas con climas fríos, en algunas variedades de uva, como el riesling. El asunto es que la asociación directa con el terruño de acuerdo únicamente con la composición mineral de los suelos, no queda demostrado. Lo que si hemos conseguido demostrar y relacionar a nivel del análisis sensorial es la 'mineralidad' con la composición química del vino, pero no precisamente a nivel de minerales, sino con familias muy heterogéneas y provenientes de diferentes orígenes. Algo muy curioso es que en los paneles de cata profesionales que se han utilizado en la tesis doctoral para identificar los compuestos químicos que causaban esa sensación de 'mineralidad' no pudimos 'condicionar' su dictamen pese a que cambiábamos las etiquetas e incluso los precios de los vinos. Es decir, se demostró que sí existe una relación entre el carácter químico con el atributo mineral. El asunto principal es que estamos más cerca de saber científicamente cuál es la causa y lo que es más importante, como manejar vitícola y enológicamente su aparición o no dependiendo del consumidor y del mercado al que nos vamos a dirigir.

- ¿Quiere decir que podrán elaborar vinos más minerales en bodega, en cualquier lugar del mundo?

- La investigación abre la puerta a nuevos estudios y al menos se podría intentar a partir de la tecnología disponible. Está claro que a día de hoy se pueden hacer vinos más a la 'carta' gracias al conocimiento que facilita la ciencia.

- Me está usted tirando por tierra el romanticismo...

- El romanticismo existe y seguirá existiendo. Incluso el amor, si es verdadero, es aún más romántico todavía (risas). Nuestra única pretensión es precisamente dar luz y conocimiento desde el punto de visto científico para que la mineralidad del vino sea una realidad y no un mito indemostrable. La ciencia es un beneficio claro para aumentar la calidad de los vinos.

Fotos

Vídeos