Bodegas Riojanas acuerda 87 céntimos para el kilo de uva tinta y 80 para la blanca

Labores de vendimia en Rioja Oriental, en una finca de Manzanos Wines/Justo Rodriguez
Labores de vendimia en Rioja Oriental, en una finca de Manzanos Wines / Justo Rodriguez

La escasez de cosecha, que se confirma según avanza la vendimia, anima el mercado interno de precios

Alberto Gil
ALBERTO GILLogroño

Bodegas Riojanas ha acordado un precio medio para sus proveedores de 87 céntimos para el kilo de uva tinta y de 80 céntimos para la blanca, según confirman a Diario LA RIOJA fuentes de la compañía. Los precios son la referencia base, ya que la bodega aplica desde hace años una tabla que puede primar hasta quince céntimos por encima las mejores uvas y restar otros tantos a las peores.

El acuerdo se produce días antes de que la bodega abra sus puertas para recibir los primeros kilos de uva blanca: «La calidad hasta el momento es extraordinaria y, aunque normalmente los precios generales en Rioja vienen marcados más por las existencias o las tendencias, también creemos que hay que pagar por la calidad», explican desde el grupo bodeguero.

LA OTRA OPERACIÓN

85
céntimos firmó AGE en Fuenmayor, aunque en este caso un contrato quinquenal, para la tinta.
71
céntimos para uvas blancas.

El precio del blanco es el que más ha ido recuperando a lo largo de las últimas semanas, hasta el punto de que las perspectivas eran muy malas para este color de uvas a principios de verano: «No compramos excesivo blanco y lo tenemos todo vendido, por lo que también tenemos que corresponder a nuestros proveedores habituales», señalan las fuentes de Bodegas Riojanas.

Lo que sí es una realidad es que, a medida que ha ido avanzando la vendimia, han ido mejorando los precios que van a percibir los viticultores, si bien habrá que esperar a ver qué pasa finalmente en las básculas porque ya está habiendo sorpresas dado que la baya pesa mucho menos que el año pasado. Así las cosas, nadie duda ya de que será una cosecha corta, que de calidad puede ser extraordinaria, lo que está animando a las bodegas a mejorar las ofertas que tenían pensadas inicialmente e incluso a moverse en función de las circunstancias.

La de Riojanas es la segunda gran operación de la campaña, después de la que firmó AGE con la Agrupación de Viticultores de Fuenmayor y de la que también dio cuenta el pasado sábado Diario LA RIOJA, con 85 céntimos para la uva tinta y 71 para la blanca, aunque en este caso con un contrato quinquenal, con tres tercios del precio fijados de antemano y únicamente una cuarta parte del contrato a precio variable y revisable cada año.

Bodegas Riojanas, por su parte, acordó el año pasado, 2018, con más cantidad de uva pero también de menos calidad, un precio de un euro para las uvas tintas y de 85 céntimos para la blanca.