Bodegas Zinio llega con una oferta variada al enoturismo

Vista de la bodega Zinio en Uruñuela, con uno de sus viñedos en primer plano. / F. D.
Vista de la bodega Zinio en Uruñuela, con uno de sus viñedos en primer plano. / F. D.

Desde Uruñuela se ofrecen actividades para toda la familia y particulares para conocer a fondo los vinos que se elaboran en su bodega

F. DOMÍNGUEZ Uruñuela.

Dicen en Bodegas Zinio de Uruñuela, que siempre les ha gustado compartir lo que hacen y por ello afirman haber creado el concepto de «enoturismo como espacio abierto donde podrás poner a prueba tus sentidos y dejarte seducir con nuestras visitas, actividades, paseos al aire libre, recorridos en bicicleta y degustación de diferentes gamas de vinos».

Toda una declaración de intenciones que se ha puesto en marcha desde el pasado día 17 con su proyecto enoturístico, del que dicen está dotado de un carácter universal, que se sostiene sobre cinco pilares básicos: la difusión del conocimiento, las familias, la cultura, la salud y la empresa.

La bodega, ubicada en el extrarradio de Uruñuela, en el corazón de la Rioja Alta. Está formada por 200 familias, con 450 hectáreas de viñedo en propiedad que las permiten elaborar una amplia gama de vinos a partir de las principales variedades de la DOC Rioja. Sus marcas son Terroir de Zinio (proyecto de zonificación) y Lágrimas de María (proyecto de enólogo).

En su sede central de Uruñuela, los visitantes disponen de enoteca toda la semana y un gastrobar de miércoles a domingo

En la sede central existe la enoteca, que abre de lunes a domingo de 10.00 a 18.00 horas, y el gastrobar, con horario de miércoles a domingo de 11.00 a 0.01 horas. Su oferta de actividades cuenta con tres propuestas especialmente dirigidas a las familias, como son el paseo a pie por las viñas, el paseo en bicicleta y el picnic Zinio. Todas ellas son de lunes a domingo, y mientras la primera es gratuita, la segunda cuesta 10 euros por persona, con oferta para familias de tres a 24 euros, de cuatro a 30 y de cinco a 35 euros. El picnic requiere reserva previa y cuesta 15 euros por persona, con dos asistentes como mínimo.

También están las cuatro propuestas de actividades culturales, formadas por Visita Zinio, Visita Terroir de Zinio, Cata 1: Zinio versus Lágrimas de María; y Cata 2: Terroir de Zinio. La primera consiste en un recorrido por las instalaciones de la bodega, conociendo su historia. La siguiente también abarca una visita a la bodega, con aperitivo especial al aire libre. La tercera ofrece la oportunidad de tratar de distinguir las diferencias de matices entre ambos vinos. Y la última permite conocer a fondo esa gama de vinos tan exclusivos.

El contacto se puede establecer vía teléfono en el 941 371 319 o por mail en enoturismo@ziniobodegas.com