El Ministerio autoriza 4.747,5 hectáreas de nueva plantación para este año

Viñedos en la Ribera del Duero. :: a.o./Norte de Castilla/
Viñedos en la Ribera del Duero. :: a.o./Norte de Castilla

Rioja y Cava quedan, por decisión propia, fuera del reparto, que supone un incremento del 0,5% de la superficie vitícola actual española

ALBERTO GILLogroño

El Boletín Oficial del Estado (BOE) del pasado 29 de diciembre publicó la resolución del Ministerio de Agricultura relativa a las autorizaciones de nuevas plantaciones de viñedo correspondientes al presente año 2019, que no presenta cambios respecto a la propuesta que se presentó con unas semanas de antelación. En este sentido, este año se concederán autorizaciones para el conjunto del país de nuevas plantaciones de viñedo por un máximo de 4.747,50 hectáreas, que equivalen al 0,5% de la superficie plantada a 31 de julio pasado, un límite una décima inferior al que se fijó para el año 2018.

Las denominaciones de origen Rioja y Cava, con también varios municipios riojanos adscritos, son las únicas que han apostado por paralizar la posibilidad de crecimiento por la vía de nuevas autorizaciones, fijando el número de autorizaciones de nueva plantación en 0,1 hectáreas (el 'cero absoluto' no lo permite la Comisión Europea). Ahora bien, en el caso de Cava sí se podrá crecer por la vía de replantación y de conversión de derechos de otras regiones, ya que se ha puesto un límite de 377,06 hectáreas de crecimiento máximo por dicha vía. Rioja, sin embargo, por acuerdo del sector, decidió restringir a cero las replantaciones y reconversiones ante el «riesgo de devaluación significativa» de la denominación de origen, tal y como recoge el propio BOE.

En el caso de Cava, el asunto no ha estado exento de polémica, ya que tanto los productores extremeños como los valencianos querían que no se limitara la superficie de crecimiento por la vía de nuevas plantaciones y que se ampliasen las opciones por replantaciones y reconversiones, en contra del criterio de los productores catalanes, que es el que finalmente se ha impuesto.

La decisión de Rioja responde al «riesgo de devaluación significativa» de la denominación de origen

La resolución del Ministerio recoge también las decisiones adoptadas por las comunidades autónomas sobre las recomendaciones de limitación de autorizaciones de nueva plantación en el ámbito de las DOP que se ubiquen en su territorio. Son las siguientes:

1.- DOP Ribera del Duero: límite de 950 hectáreas.

2.- DOP Rueda: límite de 1 hectárea.

3.- DOP Chacolí de Álava: límite de 0,99 hectáreas (en 2019 y también de cara a 2020).

4.- DOP Chacolí de Bizkaia: límite de 2 hectáreas.

5.- DOP Chacolí de Getaria: límite de 4 hectáreas.

Además, en todas estas DOP (excepto en Ribera del Duero) habrá restricciones para las autorizaciones de replantación y de conversión de derechos de plantación. Las solicitudes para acceder a las autorizaciones en el presente 2019 podrán presentarse entre el 15 de enero y el 28 de febrero.

El caso de Rioja

En el caso de la DOCa Rioja, los caóticos repartos de nuevas plantaciones de los años 2016 y 2017, buena parte de ellos anulados administrativamente, provocaron un acuerdo unánime del sector para paralizar el crecimiento vegetal durante 2018, con el fin de modificar los criterios de adjudicaciones y garantizar un reparto social de los nuevos derechos en el futuro. El último acuerdo del Consejo Regulador en este sentido contempla una nueva limitación para este año 2019, aunque para el 2020 y 2021 prevé un importante crecimiento de la masa vegetal de entre 1.200 y 2.000 hectáreas en función del comportamiento de la comercialización de vinos.

 

Fotos

Vídeos