Eduardo Monge, Viña Ane, en el viñedo de donde elabora su nuevo vino 'Pijus Magníficus'. / SONIA TERCERO

'Pijus magníficus': para beber el lado bueno de la vida

Nuevo vino. Viña Ane lanza una edición limitada, 245 botellas, de una viña centenaria, un vino que ideó en el momento más duro de la pandemia con 'La vida de Brian'

Alberto Gil
ALBERTO GIL Logroño

Era marzo del 2020. Pedro Sánchez acababa de decretar el confinamiento domiciliario por el coronavirus y para una pequeña bodega como Viña Ane (Bodega del Monge-Garbati, en San Vicente), que comercializa todos sus vinos en el canal de hostelería y en la venta directa a través del enoturismo, el mundo se le venía encima: «Supongo que hicimos lo que mucha gente; sentarnos en casa y ver películas para pasar lo mejor posible el encierro porque, aunque la actividad bodeguera y de campo era esencial, lo cierto es que nos sobraba mucho tiempo».

Entre las películas, Eduardo Monge eligió 'La vida de Brian', el clásico de los Monty Python: «La he visto infinidad de veces, pero me acuerdo perfectamente que fui al estreno en 1979, y aquel mes de marzo del 2020 pedía un poco de sentido del humor». El viticultor ya tenía entonces en la cabeza hacer un vino especial de una parcela con viñas de 122 años: «En el viñedo hay cepas de tinto y de blanco que, apenas producen uvas pero son extraordinarias». «Las uvas tintas –continúa– las utilizaba hasta ahora para nuestro Viña Ane Selección y, mientras estaba viendo la película con mi mujer, Lorena, le dije: ya tengo nombre para el vino, se llamará 'Pijus Magníficus'». «La verdad –continúa– es que Lorena pensaba que había dicho una tontería hasta que un día hice los trámite de registro de marca y le enseñé los papeles».

Quizás recuerde el lector aquella delirante escena de 'La Vida de Brian', en la que el protagonista es llevado ante el prefecto de Roma en Judea, Poncio Pilatos, quien, con sus problemas de rotacismo –mala pronunciación de la letra 'erre'–, cuenta a sus centuriones que tiene un gran amigo en Roma llamado 'Pijus Magníficus'. El cachondeo es generalizado y uno de los guardias es arrestado y condenado a la arena de los gladiadores al no poder parar de reír: «No son buenos tiempos para la bodega pequeña ni para los viticultores tal y como está el sector, pero hay que mirar el lado bueno de la vida, como Brian; lo que nos queda es seguir haciendo las cosas lo mejor posible».

El viticultor anuncia otro nuevo vino: 'Incontinencia Summa', versión blanca del mismo viñedo y esposa de 'Pijus' en la película

Así desde luego lo hacen Eduardo y Lorena en Viña Ane, que, más allá de la anécdota del 'Pijus', elaboran una gama completa de vinos de primer nivel, entre ellos el Laberinto de Viña Ane, un parcelario muy especial que solo embotellan algunas añadas: «La viña es lo que en San Vicente llamamos 'cepas falsas', que la mayoría de los años no ligan pero cuando lo hacen dan un tempranillo extraordinario».

De hecho, Eduardo Monge tiene dudas a la hora de elegir cuál es su mejor vino: «El Laberinto actual, el del 2018, está de escándalo y creía que el mejor vino que había hecho hasta ahora, pero el 'Pijus', cuya primera añada es 2020, me ha sorprendido incluso a mí mismo: supongo que es la ayuda de Brian...», dice entre risas. De momento, la barrica de 'Pijus Magníficus' está prácticamente vendida: «Alguna botella queda en la bodega, pero lo que ya hemos decidido es que en esta cosecha 2022 tendrá una compañera, con las uvas blancas de viura, malvasía y calagraño de la misma parcela de 122 años».

Eduardo ha registrado también el nombre: «Será 'Incontinencia Summa', la esposa de 'Pijus', y espero sea otro vinazo». «Cuando les conté en la bodega lo del tinto a unos amigos me pidieron que, por favor, no lo dejara solo, así que volví al registro de marcas para mayor cachondeo del funcionario...». El lado bueno de la vida.